Entradas

Mostrando entradas de 2006

La Navidad II (Las Noches Buena y Vieja)

Imagen
LLegan las supuestas cenas familiares, las noches de Navidad, la Buena y la Vieja, de las que de todo se ha dicho y donde volcamos todos nuestros traumas.(No se espere, por tanto, encontrar aquí nada nuevo).

Yo, por ejemplo, es oir un villancico y como cuando me ladra un perro, pego un bote de manera visceral.
Esos niños que parecen pasárselo tan bien cantando algo tan horrible rompe todos mis esquemas mentales o quizá los refuerza más.

La Nochebuena, dicen, hay que pasarla en familia o en compañía de tus seres queridos, que no siempre coincide, claro. Aunque a éstos siempre se les dice que "son como de la familia" que es como cuando llega un cayuco a Tenerife y le das una manta al africano de turno. Venga, que te "ajunto".

Hay gente que aprovecha las navidades para irse al pueblo. El que lo tenga, claro. El que no siempre se puede ir a ver belenes a la Plaza Mayor por aquello de que parezca más típico que salir por la urbanización mientras tu vecino se pasea con el ch…

Un cuento de Navidad

Imagen
Se llamaba Mara e iba a ver a los Reyes Magos por primera vez. Su madre le había contado, más o menos, cómo eran estos reyes. Pero la niña no se enteraba de nada. Entre otras cosas porque no tenía ni puta idea de castellano. Apenas balbuceaba un “mamá quiero pan” o “¡nuna, nunera!”.

Mara tenía los ojos pequeños y alargados y no se parecía ni a su padre Jorge ni a su madre Raquel. Se parecía más a otros padres que hacía cuatro años habían dejado a su hija con poco más que material genético.

La niña había tenido suerte.

Sus padres le habían explicado lo de la carta a los Magos y qué era el Portal de Belén mientras ella no le quitaba ojo al turrón que había en la mesa.
Acostumbrada a pelear por la comida, no entendía cómo algo tan grande y rico podía permanecer más de dos minutos encima de la mesa.

Le habían intentado transmitir que ya no volvería a pasar hambre, frío y miedo. Pero ella no se enteraba de nada.

Una mañana, su hermana Rocío, cinco años mayor que ella, con los ojos saltones com…

Concurso de Monólogos Surisas 2006

Imagen
Busco en la World Wide Web noticias sobre el concurso de monólogos de humor Surisas 2006 y prácticamente no hay nada. No hay nada, vaya. Algún anuncio que otro, pero ninguna crónica del mismo.

Así que, como estuve por allí y tengo contactos, allá voy:

Hubo dos semifinales: Una con 6 concursantes, otra con 3 (problemas de rajamiento de última hora). La organización decidió hacer un ranking con los 9 y clasificar a los 5 primeros para la final.

El viernes hubo una semifinal en la FNAC de Parquesur, a las 22:00, cuando cierran. Público escaso y cervezas a 1.70 euros.

Sale un colega con melenas que me recuerda al Grogui de “Los Serrano”, resulta que el chaval ganó este concurso hace dos años, según me cuentan, y hace de jurado.

Presenta de mala manera de qué va el concurso; que el público puede luego votar en una urna; que su voto se cuenta y que el primer concursante se llama: Sara.

La chica nos cuenta su experiencia de canguro en una peculiar familia irlandesa: niña repelente, abuela borrach…

La Navidad I (La cena de empresa)

Imagen
Aunque las luces se empiezan a poner más o menos en noviembre. Es en el puente de la Constitución cuando se revoluciona el tema navideño.

La gente empieza a comprar regalos, a ponerse pelucas de colores paseando por la Puerta del Sol, a pillar décimos de lotería, a ver el Cortylandia y a decorar la casa.

Unos ponen árbol; otros belén; otros árbol y belén; otros árbol, belén, reno de luces y Papá Noel escalador. Lo que más destaca, desde fuera, es eso: balcones llenos de estos papás noel, que más que escalar, parece que están intentando enderezarse de alguna putada infantil que los ha llevado hasta allí. Algunos permanecen ahí hasta que un cantaor de saetas se asoma y dice "¿Qué hace esto ahí, pisha?".

Otra cosa a destacar es la cantidad de luces que pone la gente, en plan macrodiscoteca, que ya no sabes si allí se va a cenar o van a pasar directamente a los tripis y al progressive.

y por encima de todo, la navidad comienza con los primeros niños que se hinchan a tirar petardos,…

La Dignidad

Imagen
Independientemente de que te suban el sueldo o no(la mayoría de las veces toca: No); de que tu trabajo no sea muy creativo; que no valoren tu esfuerzo como crees necesario; de que te toque aparcar lejos de la oficina porque el parking es para los que están en plantilla(luego está el parking medio vacío); que tengas que madrugar más que los conductores de la EMT para no pillar atasco(que luego lo pillas igual porque siempre hay un cenutrio que se come el culo de otro por querer llegar el primero o un camión que se cree que puede cambiarse de carril como si llevara un Smart y se lía).

Independientemente de que tu pantalla sea peor que la de otro porque el otro es más chulo, guapo, o se agacha mejor que tú; de que tengas que entregar justificantes por triplicado por cualquier ausencia; que se te controle el horario por perros falderos mientras "los de arriba" llegan tarde, comen en tres horas y después, borrachos como cubas, montan una reunión a ritmo de "vamos muy bien&quo…

Los Nuevos

Imagen
Dado el número de bajas que ha habido últimamente por aquí, las incorporaciones se han ido produciendo en igual número. Han llegado muchos nuevos.

Los primeros días, los nuevos deben comportarse como tales: Ser puntuales, no hablar mucho, no mirar internet más que lo preciso, asentir con la cabeza ante cualquier explicación inconexa que te digan..., en fin, empatizar con todo lo que se menea y no decir ni mu, o bien desgastar la palabra “gracias”, “uhum” o “muy bien”.

Así, cuando llegas a casa te tiras todo el rato hablando para compensar la falta de comunicación que has tenido durante tantas horas.

El primer día tu papel de nuevo te obliga a dejar a un lado toda la experiencia que has ido acumulando en otras empresas. O, si es tu primera empresa, dejar a un lado el lenguaje coloquial que utilizas con tus compañeros de curso o con tu madre.
Debes convertirte es un ser inferior y algo torpe, a la vez que eficaz y discretamente resolutivo.
Es una mezcla entre: “Soy bueno para el puesto” y “…

Evento Blog España en Sevilla

Imagen
Tras consultar con el médico mi estado de salud (no tenía infección en la garganta), me fui con mis sobres de paracetamol, mi bufanda y mis bártulos al ave madrileño. Allí me encontraría con mi nena para iniciar nuestro personal fin de semana bloguero.

Llegamos a Sevilla sobre las 19:00 y mientras viajábamos en el taxi descubrimos que Sevilla está gallardonizada. Es decir: levantada de cabo a rabo.
-"¡97 kilómetros de carril-bici quieren hacer!"-decía nuestro crispado conductor.
-"¡Y anda que corta un trozo, no, todo a la vez!...y sólo hay una máquina trabajando y uno sacando escombros con un rastrillo...".

Estamos en Sevilla y la guasa se hace notar. Siguió despotricando contra el alcalde hasta que nos dejó cerca de donde nos íbamos a alojar: -"La calle está cortada, así que mejor para ustedes quedarse por aquí".

Gracias a la mediación de M4rt1n dormiríamos en casa de un amigo suyo, en pleno centro sevillano.

Tras dejar el equipaje salimos disparados para el…

De las dos maneras

Imagen
Ayer, los príncipes presidían la presentación del Nuevo Diccionario Esencial de la Lengua Española...¡agg, que me ahogo!
Dicen que ya están términos como "internet" o "tarro", en su acepción de "comerse el tarro".
No sé para qué se empeñan tanto en estas cosas. Al final siempre es para dar la razón al que dice: "Se puede decir de las dos maneras".

Por ejemplo: "Almóndiga". Yo, la verdad, es oírlo y me sale un sarpullido en la oreja izquierda. Pero el caso es que se puede decir "Albóndiga" y "Almóndiga". Así que, a callarse toca.

Lo mismo pasa con "Murciégalo". Extraordinario. Me suena peor que el pequeño ruiseñor canturreando la nueva de Paulina Rubio ( yo casi me la sé, pero es porque mi vecina comparte su música con nosotros, y no precisamente P2P).


Aunque aquí desvariamos todos, incluído la RAE. A ver si no de qué va a estar puesto esto en su página web:


En lugar de "en loor de multitud", que es co…

Mi primer troll

Imagen
Hace una semana tuve la visita de mi primer troll. O por lo menos, lo más parecido a un troll que ha aparecido por esta url.
Lo mismo ni éste sabe que se le puede llamar así.

En este mundo, aunque seguro que hay muchas cosas por inventar, también hay muchas cosas inventadas.
Yo, como los abueletes que no saben mandar ese-me-eses por móvil (y bastante hacen ya los pobres con usarlo), soy un ignorante convencido.
Ser consciente de ello me hace poder preguntar sin pudor a mi compañero tailandés y, como los niños chicos, destrozarle el desayuno a base de "¿y por qué? ¿y por qué? ¿y por qué?".

El apasionante mundo de los blogs, del que se celebrará un evento a nivel nacional en Sevilla, es, como todos los mundos, maravilloso y miserable a la vez.

Me parto con el comentario de este troll, el décimo al post "Visitas Inesperadas". Lo dejaré para que disfrutéis de ello.

Creo que se le fue un poco la pinza, quizá porque me pone cara o cree tener una deuda que saldar conmigo.

H…

Tirar de corbata

Imagen
Hoy tocaba afeitado. Tenía dos camisas planchadas. Una pegaba más con corbata así que no me lo he pensado dos veces: He venido a currar con corbata. ¿Por qué? Porque hoy había que lucir "buena imagen". Quizá tendría que hablar con el "gerente", como así ha sido. Yo llamo "gerente" a casi todos los que me sacan 15 años, llevan traje, corbata y lucen una estupenda barriga acolchada.

La corbata es quizá el elemento más odioso de todo el vestuario.
Alguien me dijo que es como el mono de trabajo para los mecánicos. Pero no, creo que no.
La corbata le da a uno un aire de superioridad sobre el que no la lleva. Le da, como el redbull, alas.
El problema es cuando debajo de esa corbata no hay nada. Bueno, sí, un montón de músculos esperando desplegar toda la incompetencia del mundo.

Yo, a veces, llevo corbata, aunque la mal combine con vaqueros. Mi corbata no tiene la misma clase que la de los que van hechos unos ejecutivos de alto standing. Yo soy un triste empleado …

Visitas Inesperadas

Hoy he recibido muchas visitas inesperadas.
Gracias a M4rt1n, nuestro DJ entró aquí y comenzó a enviar a sus compis el enlace.
Eso de tener de pronto tanta notoriedad abruma un poco. Aunque el problema real es otro:
Al parecer me han identificado en la oficina con un compañero y la peña se ha ido descargando mis post en carpetas con el nombre del compañero con el que me confunden. Me imagino que, al igual que eso, habrán ido poniendo nombre al "pequeño ruiseñor" y otros personajes que viven en este blog.

Yo, Truman, vivo en este blog. Invento este blog. Y, dentro de dar algún que otro recao, intento que el que se pase por aquí se eche unas risas o sonrisas que alivien su mal día o lo refuercen si es bueno.

El blog empieza y acaba aquí. Los comentarios están abiertos para que cada cual exprese su opinión. Mi compañero se queja que le llegan correos sobre esto o aquello. La gente le llama Truman o simplemente vienen a quejarse por tal o cual aserto.
Esta gente no entiende el blog …

Un secreto a voces

Imagen
Hoy me he enterado que cinco compañeros se van. Lo llevan con más o menos discreción pero ya es un secreto a voces.

Casi todas las personas que conozco han conseguido mejorar su sueldo porque se van de su empresa a otra. Si no, es muy difícil, visto los patanes que nos gobiernan.

Llevamos una rachita de despedidas buena y a 10€ de contribución en el regalo, pronto habrá que pedir el aumento de sueldo sólo para paliar este gasto.

Dicen que sarna con gusto no pica, pero es que no es mucho el gusto, la verdad sea dicha. Yo para esto tengo un criterio bastante claro: Si se va alguien con el que he tenido cierta relación y no me ha tocado las pelotas, ahí van mis 10€. Eso sí, que se invite luego a unas porritas o unos sandwiches del Rodilla, ya que parece que lo de las cervezas no se estila.
Que no pase como con el vendedor de camellos, que con la cosa de que “le echaban”, se llevó su pack frikie para casa sin gastarse un puto duro.
Hay un pacto tácito y no es bueno romperlo si no quiere uno…

El curso (Tercera y última parte)

Imagen
Tras los post anteriores: El curso (Primera parte) y El curso (Segunda parte) cierro la trilogía con esta tercera y última parte:

El curso transcurre con la normalidad esperada. El proyector ya no da problemas, los manuales van llegando y ya no nos importa que el profesor se salte temas (antes tampoco pero la educación recibida: Hay que comérselo todo, no aceptar caramelos de extraños y atender al profesor, hacen que parezca que al principio nos importa).

La gente que da cursos por lo general llega a tan triste destino básicamente por dos motivos:
1) Está en la oficina sin facturar.
2) No hay otra persona disponible.

Tanto por un motivo como por otro, la motivación (valga la redundancia) es cero. Si a esto le añadimos que no maneja muy bien el temario, tenemos a un profe deseando que pasen las horas y los temas más rápidos que los abuelos en pillar sitio en el tren de cercanías.

Y si además añadimos que las transparencias están en inglés y que no conocemos muy bien el significado de "

El curso (Segunda parte)

Imagen
Hoy he empezado el curso. Nada que ver con los cursos de los que se nutre el post anterior. Bueno, un poquito sí, pero demos algo de cuartelillo y mientras retomemos lo que ocurre tras el break-desayuno o desayuno-fast, lo que los anglosajones llaman el breakfast, ya ves tú.

El caso es que tras el descanso se nota menos tensión en el ambiente, ya sabemos de qué va la cosa, tecleamos en el navegador "marca.com" o cualquiera de los supergigamails que tenemos, y nos ponemos a enredar entre prueba estúpida y prueba superestúpida.

Porque no nos engañemos, los ejemplitos de los cursos crispan más que Rubianes de pregonero en Valladolid, por poner otro ejemplo.

La obsesión de todos los alumnos(la peña) es hacer el ejercicio muy rápidamente para que los demás no piensen/pensemos, que son tontos. No saben que si pensamos que son tontos da igual la celeridad con la que resuelvan el ejercicio. Somos así y de un vistazo hemos puesto más etiquetas que un reponedor del Caprabo.

La gracia en t…

El curso (Primera parte)

Imagen
La semana que viene voy a un curso. Espero que me ayude en algo. Los cursos, por lo general, no ayudan en nada. Pero no hay que ser catastrofistas. Aunque, basándome en mi experiencia personal, mis expectativas se reducen a:
1) Un buen manual que me ayude en la estantería a tener más presionadas las revistas de Fotogramas.
2) Un horario mejor que el de mi oficina: Entrar después y salir antes.
3) Un PC con conexión a internet para mandar correos obscenos a los compañeros que se han quedado currando.

Para empezar, cuando uno va a un curso, por ejemplo, de una semana, debe asumir que el primer día y el último se pierden.
El primer día:
El profesor dice que se llama Paco mientras nos entrega el programa del curso. La peña(los alumnos) van llegando poco a poco por lo que, si eres de los primeros, se te graba a fuego que el profesor se llama Paco y que lo que te entrega es el programa del curso.
En esto se pierde, fácilmente, media hora. El tiempo más que suficiente para escrutarnos los unos a …

Un hecho puntual

Me estremece leer que el director del colegio donde supuestamente se ha producido acoso escolar sobre un alumno haya reaccionado así:
1)Denunciar al padre del chaval por robar el vídeo.
2)Decir que el chico es diferente.
3)Decir que es un hecho puntual.

Lo de la denuncia al padre por entrar en el colegio y arrebatar a uno de los acosadores el móvil con la grabación lo puedo entender. Aunque entiendo más al padre.

Lo de decir que el chico es diferente suena a : Si el chico fuera un hijo de puta como sus compañeros seguro que no tendría problemas. Este es un colegio de fuertes, no queremos a los débiles.

Y lo de decir que es un "hecho puntual" es lo mejor. Es como si el jardinero practica sexo con su señora esposa en un arrebato de locura y cuando le pilla el director dice el repasador de césped: "No se preocupe señor, es un hecho puntual".

Es muy gracioso esto del "hecho puntual":
Por ejemplo: Truman, un Truman mucho más siniestro que yo, podría haber dicho que lo…

Sacar billete

Imagen
El otro día tuve que ir a Atocha a sacar un billete. Iba ya con el equipaje, por si había una plaza libre en el AVE para el sur.
4 bultos, sin contarme a mí mismo: bulto sospechoso donde los haya.
Me puse en la cola de “Salida inmediata”. Delante de mí unos niñatos maleducados que querían cambiar un billete y una chica que iba a Pamplona (no llevaba ningún mantecado en la boca, gracias a Dios).
La chica de Pamplona se fue a otra ventanilla, que abrían especial para su tren, con lo que me quedé con los memos.
Mientras íbamos avanzando e iba empujando con el pie una de las bolsas que llevaba, una viajera inesperada se puso en la fila paralela a mí. Era como si reclamara mi puesto. Un poco como en las carreras fernandoalonsianas o pedrosianas, nos íbamos tocando con los bultos.
No sé si se pensaría que me había colado en la fila o qué. Estuve tentado varias veces a decirle: “¿crees que vas antes que yo?”. Lo hubiera preguntado por cortesía, aunque no hubiera usado ésta para dejarle pasar d…

Por fin, Alatriste

Imagen
El otro día, por fin, fui a ver “Alatriste”.

Salí del cine metido en la peli y sin la sensación de haber tirado el dinero. No es “Million Dollar Baby”, “Desayuno con diamantes” o “La ventana indiscreta”, películas que me cautivan de principio a fin, pero me gustó.

Apenas me he leído una página de una de las novelas de “Alatriste”, con lo que, aunque no se deba, no puedo comparar. Pero no me pareció una mierda.

Es cierto que la peli quizá carezca de una trama principal clara y definida: El consabido: Principio, nudo y desenlace. Y se pierda en contar muchos episodios juntos con desigual fortuna. Y que haya saltos en la historia (¿problemas del montaje final o del guión?) que no se entienden bien. Quizá a la película le falte una vuelta.
Pero a mí me gustó ver al Viggo Mortensen, (que le quitas el bigote y la melena y parece un convencional albañil ruso), en la piel de “Alatriste”. El problema del acento lo convierte en virtud haciéndolo más oscuro. ¡Esa forma de decir “Excelencia”!...
Y …

Gente sin humor

Imagen
No hay nada peor que la gente sin humor. En la antigüedad, "humor" significaba cada uno de los líquidos del organismo. Y estar de "buen humor" significaba "tener buena cara", "estar bien".
Y es que la gente con humor es, sin duda, más saludable (también en el sentido de "saludar").
Y ya no es que sea saludable para uno mismo tomarse las cosas con sentido del humor. También es bueno rodearse de gente que circule en el mismo sentido.
Cuando te sientas alrededor de una mesa y conversas con un café en la mano, o mientras almuerzas (y se te ve lo que comes mientras hablas) o cuando te mandas mails con tus contactos, si hay sentido del humor, la conversación fluye como en una coreografía de Gene Kelly (pronunciado tal cual, como siempre se ha dicho).
Uno interrumpe al otro, el otro a la una y las palabras crecen, las imágenes se proyectan en los cerebros y se dibujan sonrisas en nuestros rostros. Los músculos faciales trabajan. Esto provocará,…

Alostrastos

Imagen
La operación IKEA continúa abierta y Alatriste debe esperar. La campaña de desprestigio secundada por M4rt1n y originada por no se sabe quién sigue haciendo mella entre mis compañeros. ¿por qué Alatriste es una mierda y por ejemplo “A los que aman”, no? ¿por qué esa inquina hacia el espadachín?

Mientras Alatriste debe recoger guantes y guantes que le arrojan desde las butacas de todo tipo de salas de cine yo me dedico “Alostrastos”. Mesas, sofás, sillas, espejos. Un no parar. Yo, cuando pagaba litro de cerveza + plato de bravas a 200 pelas en “Los tontos” nunca podía imaginar que acabaría así.
Derrotado y abandonado a mi suerte, guardo fila intentando que una maruja de aspecto desolador no se me cuele haciéndose la tonta con que “si-aquí-pone-caja-17-y-allí-18-y-ella-estaba-en-la-17 pero-resulta-que-ha-venido-a-la-18-sin-darse-cuenta y-que-esto-está-muy-mal-organizado”.

No desvelaré muchos secretos sobre mi nuevo monólogo pero sí diré que en el IKEA lo que menos se compra son muebles. Y…

El lotero astronauta y la tele

Imagen
Ayer, por las noticias de la tele, me enteré que nuestro primer turista al espacio exterior (no sé porqué dicen lo de "exterior"; el parque que tengo enfrente de casa también es exterior) podría ser el lotero de "La Bruja de Sort", la administración de lotería que más vende de toda España, con diferencia. Claro que llamándose el pueblo Sort (Suerte), ya tenía mucho andado.
No es un magnate financiero ni de la construcción, es un tío que vende lotería. Él es el elegido. Esto es como cuando nos íbamos de caza por las discotecas y pillaba mi colega "El Pecas". Los españoles somos así.
Más tele: Haciendo zapping anoche vi en directo la espera en la Plaza de Castilla de Madrid de la selección de baloncesto, donde la gente pensaba recibirles a petición del alcalde. Y vi también como ardía la parte de arriba de una de las torres que están construyendo en la antigua ciudad deportiva del Real Madrid. Sí, esa zona que se recalificó o como se diga para pagar fichajes …