Entradas

Mostrando entradas de 2008

Las Plantas

Imagen
Aprovechando el final del año todo bicho viviente con voz o teclado elabora algún resumen del mismo, o una lista con los mejores momentos, las mejores canciones (unos hacen una lista de 10 otros de 5), las películas, las fotos más poderosas, los hechos más lamentables...los triunfadores del año, los deportistas del año...

Caricaturas de Vizcarra

Todo el mundo hace balance o lista de propósitos (yo también, una vez), o una selección de los vídeos más vistos o más graciosos (hay que ver la cantidad de gente graciosa que hay)...

Todo esto para que luego nos echen a las 2 de la mañana "Siete novias para siete hermanos" (lo hicieron en Nochebuena), que no sé si queda algún abuelo en una residencia de sospechoso nombre, estilo "Residencia El Ocaso" o "Residencia El Último Suspiro" que la haya visto en el cine.
¿Qué película nos pondrán en Nochevieja? Yo siempre apuesto por "Grease" o "El coloso en llamas", pura estadística.

Aprovechando el fin de…

El Mensaje del Rey

Imagen
Se ha pasado el Rey por mi casa este mediodía. Sí, le conocí un día que me había dejado tirado el coche y apareció él con su pedazo de moto. Estaba un poco agobiado con eso del Mensaje de Nochebuena así que, como yo tenía abierto el ordenador y enchufado el internet, le he propuesto que, para desestresar un poco, escribiera por aquí una especie de mensaje, que me ha permitido titular como "El Mensaje del Rey".
Lo que ha escrito es lo que copio y pego a continuación (me he permito editarlo un poco y poner alguna fotillo):

"Buenas noches. Se supone que tengo que hablar a todos los súbditos de España, Estado Español o como cojones quiera cada uno llamarlo sobre cómo nos ha ido el año, y deseando la paz a todo el mundo y un próspero año nuevo (palabra esta muy de felicitación navideña y poco más).

Se supone, digo, porque lo que realmente quiero es repasar y poner en orden mis propias experiencias.
Para empezar, los hijos de su madre de los nacionalistas catalanes no paran de…

La sonrisa del chino

Imagen
Corría un chino (un chico de rasgos orientales, vaya). Cruzó la carretera por donde no debía y pasó delante de mi automóvil (un coche, vaya).
La mirada fija en algo que había a lo lejos. Al girar con mi coche lo vi.
El chino corría vaciándose, con esa fuerza con que corremos cuando sabemos que unos metros nos separan de la gloria y queremos alcanzarla. Una victoria cotidiana que nos alegrará a pesar de los jadeos posteriores y alguna que otra tos. Perdía el autobús.

Las luces de emergencia y su posición en el espacio reservado a la parada evidenciaban que algunos segundos de margen había. El chino corría al sprint.
Yo avanzaba con mi coche acercándome al autobús cuando éste puso el intermitente para incorporarse a mi carril: El chino se quedaba sin victoria, perdía vaya. Jadearía sí, pero pasmado de frío durante largos minutos alrededor de la marquesina.

Como conductor cortés que soy, cuando no descortés, me hubiera cambiado de carril para facilitar la maniobra al autobusero o hubiera le…

13 Consejos para afrontar la Crisis hasta fin de año

Imagen
Uno intenta mantenerse al margen de esta dichosa crisis pero no puede o no le dejan. Así que espero contribuir a que se resuelva con estos 13 consejos, al menos hasta fin de año.

1er Consejo Para Afrontar la Crisis: (en adelante CPAC):
(La comida)

Si comes fuera, y no hay menú o no está incluído, nunca pidas pan. Aprovecha el que dejan en la mesa de al lado, intacto y que, de igual forma, iba a venir a parar a tu mesa. Así te ahorras el pan.
Para paladares más pragmáticos esto mismo puede hacerse con los platos de raciones, las patatas fritas o la botella de vino.


Déjate invitar a comer las veces que haga falta. Cumpleaños, cenas en casa de amigos, compañeros de trabajo, vecinos, lo que sea.
Los fines de semana se come siempre fuera: O en casa de padres/suegros o en casa de colegas/familiares varios.

2ºCPAC:
(La higiene)

Se acabó el gel. El jabón dura más y es muchísimo más barato. Intenta ducharte con agua templada o fría y sin mucho entretenimiento. Nada de espuma para el pelo, champú el qu…

El género lerdo

Imagen
Hoy es el Día Internacional contra la Violencia de Género. Nos vamos a quedar sin días a este paso. Bueno, ya nos habremos quedado sin días.
Sería bonito, simplemente, que este 25 de noviembre quedase libre por haber erradicado este tipo de violencia concreta.

Algunos se escudan en decir que todo esto es un tinglado de feministas radicales que le quieren quitar a uno los pantalones. Y por ahí, mal empezamos ya. Mal se puede pedir la solidaridad de esta gente, que a poquito que les dejas hablar se les ve el plumero pero bien.

Yo creo que el día debería llamarse: "Contra la violencia del género lerdo". Porque un hombre que maltrata a su esposa, pareja, novia o cualquier palabra que sirva para adjetivar su relación con ella, es un lerdo.

No hay nada más ridículo que ir detrás de una persona que te ha dicho claramente que le dejes en paz. ¿Qué es lo que no entiendes, lerdo?
No hay nada más ridículo que basar tu relación en broncas y golpes.

Género lerdo, vaya.

La antesala del malt…

EBE08 Fin de Fiesta

Imagen
Llego del EBE08 para constatar dos cosas: No soy bloguero y no siento ninguna cercanía por los que dicen serlo o niegan serlo. Es decir, por nadie.

Foto: ADI

La conferencia sobre "El Estado de la Blogosfera" me produjo otras dos reflexiones:
Que el post anterior no era pasajero, sino permanente.
Que la gente, el grupo, la masa es muy irrespetuosa y maleducada.

Esto último sobre todo por lo mal que trataron a Marta Pastor, que participaba en la mesa y que convirtieron en blanco de sátiras, insultos y abucheos. Y lo bien que se rieron con el comentario machista de un repanchingado (falta de respeto al auditorio) Ricardo Galli: "Yo escribo en el blog porque mi mujer no me escucha" o algo así, y sobre la conveniencia del blog en lugar de divorciarse. ¡Qué pena me da!

Lo único que me gustó de aquella pseudomesa-redonda, pseudoconferencia, pseudodebate, fue el comentario de Josera Portillo acerca del blog que tiene 8 visitas. ¡Qué pena también el afán de los otros dos por comp…

EBE08

Imagen
No sé qué coño estoy haciendo en el evento sobre blogs EBE08. De hecho, parece que las tortas de aceite han volado y los ratones chulos de Microsoft no paran de generar colas entre sus detractores (detractores de Microsoft, no de los ratones).
Sólo me queda esperar.

Poco rato por el EBE08 pero suficiente para notar un tufillo a fin de fiesta, a esto se ha acabado, a glorias domingueras, a qué guay que somos, a me la chupo y me la chupas.

Llegas al stand de IBM, que no sé si se ha enterado de qué va el evento este de los blogs, y una señorita seca y ñoña te registra en no sé qué sitio a cambio de una mierda de funda para el móvil: ¿pero no ves la cola de Microsoft, bendita tú eres?

El resto de stands, pues eso, como si de la feria del macramé antiguo se tratase, o peor. Nada que mostrar, nada que vender, nada que reclamar: ¿la atención?
Pintaos la cara como en el salón de cómic manga, poneos escotes propios de festival erótico o simplemente sorprendednos con una propuesta ágil, novedosa, s…

La Unidad Familiar

Imagen
La unidad familiar, así, de golpe, sólo lo explican los de la Agencia Tributaria: que si los cónyuges y los hijos menores que vivan en la habitación de al lado; que si los separados y sus hijos. En fin, que para tributar, parece que no hay más lío (ni menos) que ése.
El resto de agrupaciones de seres humanos con mejor o peor vínculo afectivo, genético o de pura necesidad, queda al margen o en lo que cada uno quiera llamar "La Familia".


La Sra. Truman y yo mismo hace unos meses tuvimos una experiencia que podríamos calificar como "crecimiento familiar". No, no se nos acopló nadie. Nadie dejó su cepillo de dientes, toalla ni champú anticaspa al lado de los nuestros; ni se puso a ordenar la colección de deuvedés en nuestra ausencia matutina y laboral; tampoco se incorporó a nuestras vidas ningún fruto del amor, ni ningún hijo.

Lo que pasó es que un pajarito cayó a nuestro patio y no sabía escapar de allí. Y al cabo de las horas se fue acurrucando en un rincón: desorienta…

El frío

Imagen
Hace frío. Las manos se congelan por segundos y uno se siente como un alpinista sin retorno posible: angustiado y desprotegido.
El frío conserva nuestras carnes morenas en el olvidado verano y poco más. Es decir, el frío, sobre todo, jode.

Los sistemas de calefacción, si funcionan, no hacen sino pervertir la realidad. Así, acudimos envueltos en capas de abrigos más o menos "climalí" y al llegar al habitáculo propio de nuestros estudios, trabajos o labores (si son domésticas, "sus labores") existen dos opciones:
O seguimos con las prendas puestas porque el acondicionamiento térmico brilla por su ausencia.
O nos quitamos hasta la camiseta de "Viajes Barceló" que ocultábamos bajo nuestro jersey de marca, ignorando que tendríamos que mostrarla por el exceso de previsión del dueño del mando calefactor. Pero de la necesidad, virtud, no hay duda.


Luego sales a la calle y, pase lo que haya pasado dentro, el golpe te lo llevas igual. Corres como si un aguacero se verti…

Tras estos días...

Imagen
Tras la decepción por el agotamiento sospechoso y bloqueado de las entradas de AC/DC y una vez superado el disgusto por el falso secuestro del novio de Falete...




Tras ver a Botín ( ¿a este le juzgaron por algo, no?) endiosado por un plano contrapicado para él y otro picado para la entrevistadora (luego los vimos compartiendo cutre-plano para comprobar el engaño) diciendo tonterías...



Tras adquirir productos musicales que aún no he podido consumir y libros que aún no he podido abrir.

Tras consumir mis horas de sueño negociando mi postura con la almohada, el reflujo y los auriculares.

Tras comprobar el auténtico spam que genera esto de los dichosos premios 20blogs y el poco uso que le doy a mi Twitter (menos aún el caso que se le hace)...

Tras certificar el miedo que le tienen todos los contertulios a su compañera María Antonia Iglesias: manos cruzadas sobre la mesa, cabizbaja y esperando su turno para rebatir virulentamente...



Tras descubrir, gracias a Cámara Abierta 2.0, la radio Rockola.fm

La grabación

Imagen
Llego con la hora justa, o sea, llegaba bien pero jadeando y notando el muslo y contra-muslo cargado.
En la entrada me piden la invitación y me indican; las típicas indicaciones de "al fondo a la derecha" que vuelves a repetir como invocando al cielo para no olvidarlas, aún sabiendo que esto no te quitará la pose de perdido.
El auditorio está semivacío, o sea, medio lleno. Público heterogéneo.
La grabación es para un programa de televisión, un concierto. Con su orquesta, sus violines, sus vientos, sus percusiones...y sus voces importantes.


Allí estoy yo, maltrecho por un fin de semana rompe-piernas con más etapas que el Giro y el Tour juntos. Pero allí estoy.

Los técnicos siguen ajustando cosas pero pronto comienza la grabación:
-¡Silencio, estamos grabando!-gritan al aire.

Arranca una pieza musical, archiconocida, que me eleva en una cifra de tres cualquier indicador de estos que te miden en los chequeos médicos. Con esta dopamina improvisada me dejo arrastrar por las melodías y …

La Comunicación

Imagen
Parece ser que al mismo tiempo que nuestro microprocesador ha aumentado su capacidad de trabajo, nuestro adsl de bajada-subida de archivos ".rar" y nuestras tarjetas gráficas de pintar dibujos animados con metralletas y puntos de vista subjetivos, ha aumentado nuestra capacidad de asimilar información y desparramarla ante el primer incauto cercano que nos encontramos.

O sea:
Por un lado vivimos una soledad sonora, que nos hace comunicarnos poco verbalmente en nuestra oficina (mucho por e-mail: "un saludo", "un abrazo", "buenas tardes"), en nuestra tienda (si entra poca gente) o en nuestra conserjería (si soy de los bien acoplados, manos en los huevos y mímica o monosílabos como expresiones más cercanas al Homo sapiens sapiens).
Y por otro lado vivimos encuentros breves de tiempo donde vaciamos un volquete de información sobre el primero que nos pregunta qué tal el día, o concreta más.



Lo sufrido de todo esto, es que el ochenta por ciento de las co…

Paul Newman que estás en los cielos

Imagen
Paul Newman acaba de morir. Eso dice un comunicado de su fundación. Yo, siempre amarrado a este actor, ahora ya podré invocarle, como Mercedes Sampietro (álter ego de Pilar Miró) hacía en la película "Gary Cooper que estás en los cielos" con el señor Cooper. Cada uno reza a sus santos y el mío, sin duda, es Paul Newman.

No exagero si digo que este actor me ha salvado la vida. Al borde del cataclismo existencial, cuando no tenías por dónde agarrarte, aparecía él fumando en el porche de una mansión sureña en "El largo y cálido verano", con esa pose de perdedor que se reía de su destino y que bordó en la grandiosa "La leyenda del indomable", ese canto a la libertad individual.



Tipo duro y a la vez frágil que se movía por los suburbios como nadie en "El buscavidas", otra vez el genio del perdedor.

Disfruté y sigo disfrutando, metido en el coche con Elka Sömmer en "El premio" y esquivando enemigos fríos para salvar a Edward G. Robinson en otra…

Tres son multitud

Imagen
Me gusta estar solo.
No siempre solo, pero unos ratos sí. A veces dos no son multitud, pero tres ya empiezan a serlo.
Tres personas hablando y ninguna escuchando; o una hablando y dos sin escuchar; o dos hablando entre sí y la otra escuchando la mezcla de interrupciones y sinsentidos.
Sí, tres son multitud para muchas cosas.

El domingo estaba medio viendo el partido de tenis(finalmente decisivo) de la eliminatoria de la Copa Davis (semifinales) de Rafa Nadal y el americano Roddick. Hubiera disfrutado algo más si los comentaristas (petardos de comentaristas) se hubieran limitado a hablar de aquello que de pequeño no entendía y nadie me explicaba, porque en mi casa había raqueta de tenis pero se usaba peor que en "El Apartamento" de Jack Lemmon: eis, seconser, silan sivuplé, madmuasel graf o yus.



Pero no, cuando se juntan tres a narrar, la cosa se tuerce. Bien lo saben los de "La Sexta", que montan el espectáculo lamentable en cada partido de fútbol (aunque la gente debe …

Premios 20 blogs

Imagen
Me acaban de inscribir en los Premios 20 blogs. Que son unos premios que organiza el periódico 20minutos. Sí, ése que te dan por las mañanas y a veces trae una portada publicitaria con el careto de Tom Cruise o Batman y que te llena las manos de tinta, y luego la nariz si te la tocas y la camisa del colega que te acaba de encontrar y tú no habías visto aunque estaba a dos centímetros de tu sobaco infernal y le das un palmotazo en su espalda. Pues ése.

Parece que la categoría a la que opta este blog es la de "Mejor blog de ficción". Que vamos, ni de coña que gana, pero además, esto no es un blog de ficción: esto es la realidad misma. Ficción es otra cosa.
En fin, creo que no hay manera de anular la propuesta.

Es complicado esto de los concursos de blogs. A saber cuántos se presentan: Casi 2000 llevan en 6 días de inscripción abierta. El plazo se acaba en un mes y, suponiendo lo exponencial que suelen aumentar estas cosas, será casi imposible poder votar a uno habiendo echado un …

La memoria histórica

Tardé muchos años en encontrarle tras búsquedas intermitentes en mis viajes al pueblo. Visitas a archivos parroquiales, registros civiles, archivos militares.
Consultas a familiares cercanos, vecinos, conocidos.
Al principio fue difícil: nadie quería hablar del tema. Algunos me miraban como diciendo "ahora vienes con esas".
Me estremecía pensar que tocando aquellas fichas de dominó podría estar uno de sus verdugos, o al menos algún instigador, o simplemente alguien que se alegró de su muerte. Pero a los viejos muy viejos, como a los niños muy niños, no se les adivina la maldad. De hecho, se les presupone siempre bondadosos.

A mi abuelo lo "pasearon", mi madre lo recuerda todos los diez de julio, muy tarde. En 1944.

Unos me contaron que se lo llevaron, con dos más, hacia la salida que está hacia el sur. Por otros conseguí saber que había caído, ya tiroteado, por un terraplén. Y que algún labriego, entre el miedo y la compasión, lo cubrió con algo de tierra tras encontrar…

Guardando las distancias

Imagen
Lo hacen hasta los mosquitos que se cuelan en mi baño. Pulalan, revolotean incluso acosan, pero guardan las distancias.
Nosotros no. Nosotros nos metemos en la boca del lobo, nos rodeamos, tomamos café con ellos y hasta les reímos las gracias (que ni puta gracia).

Bajamos con ellos en el mismo ascensor; les damos los "buenos días" aunque sólo nos devuelvan un carraspeo; les respondemos a sus correos aunque siempre olviden responder a los nuestros; les informamos de todo aunque ellos nos informan de lo justo, mal y tarde.

Nosotros vamos a reuniones que sólo están hechas, convocadas, para ellos, para que justifiquen horas o para enseñarnos no sé qué galones o para decirnos básicamente sandeces.
Incluso aceptamos ir a las cenas que montan para que el director general se cueza y toque tres culos y coma cuatro orejas. Y en el fondo para que se sientan queridos.

Cumplimos horarios, estrictamente o siempre de más, mientras les vemos aparecer a la hora que les sale de los huevos: ¡Ah, q…

La certeza

Obligado a la incertidumbre, si quiero que mi proyecto cuaje, empecé el otro día a darle vueltas a la cabeza.
Y a mirar a mi alrededor: La necesidad de certezas es abundante entre los seres pensantes que me rodean.

Yo mismo soy un buscador nato de certezas, aunque me pase el día con frases evasivas y relativas.

Nos gusta el empleo fijo, que nos hagan "fijo" en nuestra empresa. La palabra "temporal" no nos gusta ni en boca de un meteorólogo. De "provisional" ni hablemos. O, si puede ser, aprobar una oposición "para toda la vida", un puesto fijo, fijo, fijo. Que dé seguridad, estabilidad, que nos quite el desasosiego laboral o al menos sosiegue a nuestros progenitores...

La pareja estable parece coronar un modo de vida sin parangón. Y casarse por la iglesia; por lo civil, consolida la relación, la hace más fuerte. Parece que el hecho en sí la hará perdurar...

Visitar el mismo restaurante, donde nos conocen, nos miman, nos dan la misma mesa nos hace co…

Volviendo

Imagen
Más de un mes desde la última entrada, el último post y toda una vida que contar, pero no es la mía, así que me callo.

Envuelto en el olimpismo y en el suertudo 8 del 8 de 2008 me relajo explorando mi panza para compararla con algún abanderado y sonrío: soy olímpico, no hay duda.

Tras la ceremonia (no decepcionó el gran Zhang Yimou) y este espantoso calor que tanto me gusta, intentaré relajarme con más dosis de cerveza, agua y compañía agradable.

También me abandonaré a la lectura de, como dice mi prima, "libros de leer". Aunque tengo algunas dudas que despejar con esto de las olimpiadas chinas, la cultura china (la única que parece milenaria), y el mejunje occidental que nos traemos entre manos con respecto a las personas de ojos rasgados. Lo intentaré entre lectura y lectura.

Aprovecharé también para ir al mercado y escaparme de los supermercados (me deprime ver tantas cajas vacías y el aire acondicionado te lo chupas tú solito), para escribir algún poema o para mirar al Cielo…

La justicia

Imagen
Lo que pasó el domingo, sí, eso de la Eurocopa, no tenía nada que ver con el fútbol. Si no, no se explica.

No tenía nada que ver con el forofo de gran apertura maxilar, ni con el inapetente seguidor tras la derrota de su equipo.

Tampoco tenía nada que ver con el simple caballero que ante un dos-cero a favor de su club de siempre, de su equipo del alma, de su vida, arrima "cebolleta" hacia su señora fumadora y comedora de chicle.

No tenía que ver con nada eso. Aunque el otro día, el domingo, todos lo celebramos en una piña tan heterogénea como incomprensible en seres vivos capaces de reconocerse a sí mismos y a sus congéneres.

No tenía nada que ver. Porque lo que pasó el domingo saldó una deuda arrastrada desde hacía muchos años.
España, la selección española, la de fútbol, la de la máxima categoría, había caído demasiadas veces injustamente:

Todos sufrimos con el codazo a Luis Enrique en el Mundial del 94, con el jodido árbitro contra los coreanos en el 2002, con los penaltis en …

España 4 - Italia 2

Imagen
Sería inadecuado entrar por aquí a estas horas con otro tema. Sería inadecuado, no por nada, sino porque escribiría sobre algo ajeno a mis pensamientos y envuelto en una emoción que no le correspondería.

Por eso hay que escribir sobre el partido de España contra Italia, y de la emoción.

AFP PHOTO / VINCENZO PINTO

Saber gestionarla, saber valorar esa zozobra que nos inunda cuando ataca el rival; esa rabia cuando el árbitro se hace el sueco, aun siendo alemán; esa desesperación al ver avanzar el reloj y nada, que otra vez nos quedamos en cuartos, que otra vez los italianos, que otra vez.

Hoy he elegido no ver los penaltis, sólo sentirlos y reconocerlos por los que gritaban cerca y en otras casas. Estaba preparado para la decepción, más que nunca, quizá todos estábamos más preparados que nunca, y quizá esa fue la clave.

Es un placer extraño, porque uno intenta huir de convencionalismos, evitar enmarañarse con el furor colectivo, retirarse a una habitación rodeado de todo menos de fútbol, toro…

Paseando entre libros

Imagen
Ir a la Feria del Libro de Madrid, si hay tiempo y coincide además que no hace mal tiempo, siempre es un placer. Más por el paseíto, el helado y el avistamiento de caras conocidas o idolatradas que por el hecho en sí de rodearse de tan maravilloso objeto.

De todo, lo que más me gusta, por kitsch, por excéntrico, son las personas, personajes quizás, que van repartiendo panfletos, o regalan poemas, o muestran sus escritos en una tablilla: Siempre pelos largos, a su aire, bohemios, locos, extravagantes.

No los tenemos demasiado en cuenta porque nos mola más el rollito escritor joven, guapo y con chaqueta tertuliana o mayor, cascarrabias y de ágil lenguaje.
Sí, también pasamos, asustados y guardando las distancias, por las casetas que "imponen" los ministerios, el "boe" o consejerías varias y sentimos más que rechazo por las que venden "tochacos": enciclopedias, libros con pan de oro o de heráldica.

También huyes del entregador de marca-páginas de una conocida op…