El Mundial y el Código

¡Opá, vamo a por el mundiá!.
El Mundial es algo tan importante en nuestras vidas que, aunque a M4rt1n todo esto le resbale, me veo obligado a comentar.

Parece que a los de LaSexta les ha dado pena tener a sus comentaristas así y les han buscado un sitio mejor, en la grada, donde al menos tienen algo más de luz. El problema de la cámara sigue existiendo a pesar de los esfuerzos, y Salinas ( el Gila de la locución deportiva) sigue saliendo por la mitad.
El otro día se marcó una pedantería al decir que no se dice “Cambio de juego” cuando un jugador da un pase de banda a banda, sino que se llama: “Cambio de orientación”. Para a continuación decir que “la pelota va áhi”. Un crack.

Ayer, en la misma de antes, había fútbol. Pero uno ya no sabe si es el repetido, el diferido o el directo. Es como cuando echan un capítulo de una sitcom y después echan uno de la temporada pasada. Uno ya pierde el sentido del tiempo.

Como cuando vas a ver el Código da Vinci. En la novela, aparte de que los protas se pasan las páginas:
-Frunciendo el ceño en el 64% de las veces.
-Asintiendo con la cabeza en el 21% de las veces.
-Y Torciendo el gesto en el 14% .
(El 1% restante lo dejamos para alguna que otra sonrisa o mirada que escruta), al lector se le da cierta vidilla con los enigmas, se prolongan algunos párrafos o páginas, se pasa de una trama a otra sin acabar de resolverlos para dejarte con la emoción.

Sin embargo, en la peli, Tom Hanks(Langdon, el profe de simbología) parece que está en el Pasapalabra:
-“Contiene la M”.
-“La Monalisa”.
-“Dícese del caballero…”.
-“Newton, coño, Newton”.

El Louvre, es el Louvre, los flashback templarios tienen su valor y la Amelie está muy guapa.
Pero no le damos tiempo a lo que más mola del libro: Los enigmas.

En la novela, Langdon lo relaciona todo con la divinidad femenina y ahí te va adelantando...: Que ven una rosa, símbolo de la divinidad femenina, que ven una cruz rara, símbolo de la divinidad femenina, que ven un dibujo, está claro que representa la divinidad femenina…
-“¡Mira Langdon, un ladrillo!...”
-“Ya, parece un ladrillo, pero en realidad es…”.
-“Oye Langdon, vete para allá, que ya resuelvo yo lo del puto grial”.
-“¿El Grial?, el grial representa lo femenino”.
-“Que sí pesao, que eres un pesao, vete con Rody de gira por ahí” .(homenaje a Eduardo Aldán).
Yo creo que el Langdon éste necesita un poquito de roce porque se le ve pelín obsesionado.

Por otro lado, mientras Julio Salinas mete la pata con el lenguaje, el director mete la pata poniendo al personaje Robert Langdon de parte de la iglesia oficial. Y el malo, malísimo, es el que defiende la postura apócrifa.
Esto hace que el espectador relajado, abierto a todo tipo de maldades sugestivas, relacione:
-Mal con Versión Concupiscente del Jefe.
-Bien con “Lo importante es la Fe”.

Lo que más me gustó fue el final. El Langdon él solito por París siguiendo la línea como Milikito:(8) túru, turú turú tú tú(8)...(silbido de “El puente sobre el río Kwai”) y al final llegar allí.

Y ahí os quedáis, o como diría Salinas: “Os quedáis áhi”.

Mientras, lo que sí es un enigma es lo de las selecciones favoritas: Francia, mal, Brasil, regular, Italia, a codazos, en su línea. Total, que España es la favorita. Hoy juega contra Túnez y todos seremos españoles a pesar del Estatut de los cojones. ¡Qué pesaditos son estos políticos que quieren un hueco en la Espasa Calpe! ¡Iros a Calpe, joder!.

Este sábado, volvíamos de viaje y había un clima tormentoso. En el reproductor de CD’s se oía “The End” de “The Doors”. En el horizonte se veía el cielo encapotado y una cortina oscura que caía vertical.
En el clímax de la canción, que dura un poquito, sobre el minuto 9:15, nos vimos atacados por la tromba de agua. Unas gotas como albaricoques, el “limpia” a toda leche, y Jim Morrison desgañitándose “Common yeah, fuck, fuck you”. Quedó muy cinematográfico. Muy enigmático, aunque a ninguno de los dos nos dio por relacionarlo con la divinidad femenina.
Menos mal que fue sólo un ratito. Luego, saltó la siguiente canción y el cielo se abrió. El Koala nos contaba la historia de “El Cortijo de las Tres Palmeras”…”Asunto de fardah no me guhta como caza la perra”.

De lo mejorcito del Mundial este Koala, junto a la cerveza, la ilusión y el buen rollito patrio a pesar del Estatut, la divinidad femenina y Julito.


Enigma sobre porqué Francia está en apuros:

LOTE DOCE DIABOLO LOCO

LANGDON

Enigma sobre el problema de Brasil:

LAGO ES
DORAD TRONO




Comentarios

Entradas populares